scorecardresearch

Núñez propone a Page nuevo estatuto sin tocar ley electoral

Javier D. Bazaga
-

El líder de la oposición acusó a Page de «mentir» y de ser un «fraude» para los ciudadanos

Núñez propone a Page nuevo estatuto sin tocar ley electoral - Foto: Javier Pozo

El presidente del PP de Castilla-La Mancha, Paco Núñez, se presentó en la sesión de tarde de este debate parlamentario como la única alternativa capaz de combatir la «desidia, desilusión y cansancio» que dice muestra el presidente del Gobierno. «Usted ya no es útil en esta región» le dijo, después de asegurar que su gestión ha estado llena de mentiras y de promesas incumplidas que lo han convertido en «un fraude para los castellano-manchegos». «Hombres de buena fe que un día le creyeron y hoy se ven estafados» ahondó.

Núñez aseguró que hoy la región está peor que hace seis años, y volvió a recriminar una gestión de la pandemia que ha dejado 6.321 fallecidos, «10.000 según los jueces» matizó, y ante la que volvió a reclamar «responsabilidades políticas».

Del mismo modo le acusó de deber al tercer sector 48 millones de euros, y de no haber dotado de suficiente material y EPIs en las residencias con el que «se podrían haber evitado muchas muertes».

Nuevo estatuto. Sí le tendió la mano para la elaboración de un nuevo Estatuto de Autonomía en la región pero con una condición: que se aparque el debate sobre la reforma de la ley electoral para ampliar el número de diputados en la cámara regional. «De reformar la ley electoral para aumentar el número de diputados nada, con nuestro apoyo no», le espetó Núñez.

Un nuevo estatuto y no una reforma sobre el que ya hay «al servicio de los ciudadanos no de los políticos», que reclame la financiación que necesita la región y que «huya» de la armonización fiscal propuesta por García-Page.

Programa. Núñez planteó durante el debate algunas de las propuestas a llevar a cabo si llegan al Gobierno, y que ha venido avanzando como un plan de choque contra las listas de espera en la sanidad, la recuperación de la carrera sanitaria o el prestigio de sus profesionales, y «terminar el trabajo pendiente en la atención especializada con más personal» para dotar de «calidad al sistema asistencia».

En materia social lanzó la propuesta de creación de un fondo de emergencia social y reagrupar partidas, y un plan para la recuperación familiar «para dotar de las ayudas para que ninguna persona se quede atrás».

En materia fiscal reclamó una bajada del impuesto de la renta una media de 7 puntos y eliminar el impuesto de sucesiones y donaciones, y garantizar el 30% de plazas en planes de empleo para empresas.

Núñez, que le acusó de estar más pendiente de los asuntos de la «Villa y Corte» y de su sucesión, ante lo que sugirió una disputa con la ministra y portavoz Isabel Rodríguez, le quiso tranquilizar advirtiendo que «en su sucesión el presidente de la región voy a ser yo».