scorecardresearch

La rotura de una tubería provoca un géiser de 6 metros

F. J. R.
-

El establecimiento se encuentra cerrado tras sufrir importantes daños en el escaparate y la tarima. Ha perdido mucho género almacenado en la planta baja

El pasado lunes por la tarde, sobre las 17:30 horas, la tranquilidad del barrio de Santa Teresa se vio quebrada cuando un espectacular géiser de unos seis metros de altura anegó un comercio de la calle Uruguay. El agua llegó hasta los balcones del segundo piso, y dejó a la propietaria de la tienda de ropa 'Coqueta' encerrada en su comercio viendo impotente cómo su local se iba inundando poco a poco. Primero destrozando todo lo que había en el escaparate y, posteriormente, encharcando el suelo hasta levantar la tarima y empapar las alfombras.

No había forma de detener el avance del agua, que golpeó con gran presión la puerta del establecimiento durante varios minutos. Los suficientes para que Mercedes, la propietaria del establecimiento, ante la imposibilidad de salir por la puerta, pudiera llamar por teléfono a la empresa Tagus (concesionaria del servicio de agua en la ciudad) para suplicarles que cortaran la general.

Tras un tiempo indeterminado, que ella califica como excesivo, el géiser desapareció, dejando paso a la desesperación por la cantidad de daños sufridos en la tienda. «Tardaron en cerrarlo», se lamenta Mercedes.

La rotura de una tubería provoca un géiser de 6 metrosLa rotura de una tubería provoca un géiser de 6 metrosEl chorro de agua tuvo su origen en una filtración de agua. Operarios de Tagus llevaban desde el pasado viernes trabajando en la zona para reparar la fuga, y el pequeño agujero con el que comenzaron se tornó en una buena zanja.  «Hicieron un agujero muy grande y la tienda no estaba para abrir. Si me hubieran avisado de la que iban a liar hubiera cerrado y avisado a mis clientas», afirma Mercedes, que aún no ha podido abrir las puertas de su comercio y, seguramente, no pueda hacerlo hasta mañana como mínimo.

Mercedes esta pendiente de los peritos de los seguros y se sorprendió de que la Policía Local no le dejara denunciar la situación y la mandarán a la Comisaría de la Policía Nacional, donde tampoco pudieron atenderla. Ahora, tiene en manos de su seguro la situación y hará una reclamación de daños a Tagus por lo sucedido, ya que en su opinión el reventón se podía haber evitado si hubieran cortado el agua de esa zona antes de comenzar a picar.

Por su parte, desde Tagus afirman que los trabajos en la zona comenzaron tras un aviso de la comunidad de propietarios de calle Uruguay Nº 8 de una pequeña filtración de agua en la planta baja. Se acercó hasta allí el equipo de localización de fugas, detectando una incidencia a la altura de la puerta del local. Explican desde la concesionaria del agua que durante la apertura de la cata se vio la fuga y, al retirar el material de relleno, se comprobó la existencia de un poro en la tubería general «que al ser muy pequeño produjo un chorro de agua que al encontrarse junto a la puerta del local, la cual se encontraba abierta, produjo daños en el suelo al ser este de tarima de madera y mojando algunas prendas de la tienda». 

La rotura de una tubería provoca un géiser de 6 metrosLa rotura de una tubería provoca un géiser de 6 metrosSegún la empresa, «de inmediato se cerraron las válvulas de corte de la conducción general de abastecimiento al encontrarse los fontaneros allí». Con todo, Tagus recuerda que para este tipo de casos su servicio dispone de un seguro que atenderá la reclamación del comercio afectado.

La rotura de una tubería provoca un géiser de 6 metros
La rotura de una tubería provoca un géiser de 6 metros