scorecardresearch

Más pistas al Misterio del Torreón

J. Monroy
-

La novela de Álex Hebraíl es ya una realidad. Narra el descubrimiento por cinco chicos del cadáver de una joven de 18 años y da pistas sobre cómo pudo acaecer este crimen sin resolver

Más pistas al Misterio del Torreón - Foto: David Pérez

No por tener un argumento conocido deja de ser una historia atractiva, que además va introduciendo sorpresas y reflexiones a lo largo de la trama. Misterio en el Torreón, primera novela de Álex Hebraíl, basada en hechos reales, un asesinato sin resolver, es ya una realidad.

El volumen, a la venta ya por internet y, de momento, en las librerías Santa Bárbara y La Gavia, cuenta los hechos ocurridos en 1983, cuando cinco niños se encontraron el cadáver de una joven de 18 años en el torreón del puente de San Martín, cómo al principio no supieron qué hacer, nadie les creyó más tarde y el miedo que pasaron cuando por fin la policía comenzó a investigar: había un asesino suelto por la zona y ellos habían encontrado el cadáver. Además, su caras circulaban por las fotografías de los periódicos. A lo largo de casi doscientas páginas, Hebraíl cuenta las experiencias propias, recoge lo que por aquel entonces contó la prensa e incluso la rumorología que se levantó en aquella pequeña ciudad, en la que el asesinato provocó un intenso miedo entre las jóvenes de la época.

El libro, en realidad, se divide en tres partes. Comienza con una autobiografía, para que el lector conozca al niño protagonista. Explica cómo era la ciudad de Toledo, donde vivían los niños. Para continuar con la narración del hallazgo y la investigación, que se cerró sin detener a los asesinos. Todo el texto está repleto de fotografías de los niños y hemeroteca de la época, en la que se recogen por ejemplo declaraciones como las de la madre de la víctima, que en el mismo día del entierro decía perdonar al asesino.

A la postre, apunta Hebraíl, su objetivo final sería que se reabriera este caso «para poder dar con los asesinos, porque estoy completamente seguro, como lo están los chicos de la pandilla, que han seguido en libertad y... en el libro lo dejo caer». Por lo menos, está consiguiendo que se hable de la historia, que muchos toledanos están rememorando. No solo se ha contado en prensa escrita, sino que también ha llamado la atención de programas tan famosos como Cuarto Milenio o El Centinela del Misterio. Incluso hay una productora audiovisual que se ha interesado por ella para una posible película.

Publicación. Hebraíl explica que esta es «una novela de lectura fácil». Quienes están acostumbrados a leer, pueden hacerlo en un par de días. Te invita, apunta, a seguir leyendo y contiene mucha imagen. A lo largo de las casi doscientas páginas, «soy realista, no meto ni gota de ficción, y de hecho he tenido que quitar algunas páginas de lo duras que eran, por recomendación de la editorial, y me ha dolido. Otras me hubiera gustado que estuvieran ahí, pero no he podido dejarlas por si me demandaban, por prudencia», explica.

La publicación de la historia, apunta Hebraíl, no ha sido fácil. Se ha topado, sobre todo, con la negativa de la familia de la víctima, que no solo no ha querido colaborar, sino que le ha hecho imposible acceder al sumario. Luego ha estado el problema de la editorial. Algunas pedían dinero por sacar el libro. Al final Aliar Ediciones, de Granada, ha apostado por el trabajo, «cuando se me están poniendo las cosas muy difíciles».

La editorial trabaja bajo demanda, y se puede comprar el libro en su web. También hay volúmenes en la papelerías La Gavia y Santa Bárbara, y próximamente es posible que también esté en otras librerías de la ciudad.

 El libro también le ha servido a Hebraíl para reencontrase con sus antiguos amigos. Varios están confinados y otros en Barcelona y esperan que este 2022 puedan juntarse.  Quizás un buen momento sea este sábado día, 22, para el que la editorial está programando la presentación oficial del libro en Toledo.