scorecardresearch

Cáritas atiende a 8.384 habitantes de Talavera y comarca

Raquel Jiménez
-

El director de esta organización de la Iglesia Católica en la ciudad, Ricardo Riesco, destaca las aportaciones realizadas por particulares, así como la recogida el año pasado de 15 toneladas de alimentos procedentes de las peticiones en supermercados

Cáritas está centrada en la acción social y caritativa. - Foto: Manu Reino

La pandemia ha conllevado el desempleo y, con ello, se ha incrementado el nivel de pobreza. El dato que ofrece Cáritas en Talavera es demoledor: durante 2021 ha atendido a un total de 8.384 habitantes de la ciudad y de las poblaciones de la comarca, sin olvidar las 191 toneladas de alimentos repartidos.

Esta organización de la Iglesia Católica en Talavera intenta recuperar poco a poco la normalidad de su actividad e intenta adaptarse a la situación social creada por el Covid; su director, Ricardo Riesco, ha puesto de relieve, en declaraciones realizadas a este diario que «se nos ha hecho duro, como a todos, pero lo hemos asumido». Y es que «la llegada de la pandemia nos pilló al revés y tuvimos que modificar todas las formas de actuación»; mientras que «después hemos ido acomodándonos».

En este sentido, se mantiene cerrado el comedor, «pero damos la comida en un táper higiénico». A este respecto Cáritas ha distribuido durante el año que acaba de terminar 12.510 comidas completas elaboradas junto a 3.291 lotes de alimentos por familias atendidas que corresponden a la cifra antes mencionada de 8.384 usuarios, de los que el 30 por ciento son niños.

De este modo, va recuperando el pulso de su actividad, después de que en 2020 tuviera que llevar los alimentos a los domicilios y para ello tuvo la ayuda de efectivos del Parque de Bomberos.

Economato. Una iniciativa de Cáritas es el economato 'Papa Francisco' puesto en marcha en 2019, «donde llega la gente con una cartillita con una puntuación y coge sus alimentos». De este modo, «les devolvemos su dignidad». Ahora bien, como asegura Riesco, «es muy costoso y vamos aumentándolo poco a poco»; en total han sido 101 familias atendidas en el economato en 2021.

La pandemia impidió a finales de 2020 que Cáritas pudiera solicitar alimentos en los supermercados ya que la situación sanitaria era entonces «muy comprometida», pero en 2021 «sí nos lo han permitido algunos establecimientos». En total, han recogido 15 toneladas de alimentos en sus peticiones en Mercadona, Supercash, Día y El Corte Inglés. Toda esta labor es gracias a los 12 trabajadores y los 60 voluntarios con los que cuenta esta organización para la acción caritativa y social en Talavera.

Riesco quiere destacar también la contribución de particulares y, sobre todo, que «en Talavera, aunque ya conocemos su pobreza, la gente es muy solidaria»; manifiesta que «la gente está muy concienciada con la situación económica de la población». A este respecto, la ciudad está azotada por el desempleo y «estamos intentando, en la medida de lo posible, a través de nuestro servicio de orientación laboral y la agencia de colocación, que ellos tengan su caña para que puedan pescar y trabajar». Los datos de 2021 reflejan que Cáritas ha llevado a cabo 547 intervenciones en su agencia de colocación y un total de 79 ofertas de empleo gestionadas.

Presencialidad. Junto a esto, empieza a recuperar la presencialidad y, de este modo, «hemos empezado a atender, siempre de uno en uno, en nuestras oficinas en la calle Fernando de Rojas para toda la acogida que debemos hacer». En definitiva, «nos hemos hecho con la situación».

Por otro lado, Cáritas no es ajena, ni mucho menos, a la escalada de los precios que ha conllevado la pandemia, sobre todo, en cuanto a los alquileres y la electricidad. En cuanto a esta última, «veníamos pagando unos 30.000 euros al año y se nos ha incrementado en un 35 por ciento, con lo que ahora son 45.000 euros».