scorecardresearch

El Carpio de Tajo vibra al galope de sus caballos

Mario Gómez
-

Las tradicionales carreras de caballos enjaezados dotan de color y belleza las fiestas de Santiago Apóstol en esta localidad toledana

Precisamente lluvioso no era el día. A pesar de que el patronazgo de Santiago fuera elegido a colación de las tormentas de granizo que asolaron el municipio en 158. Un sol de justicia quiso ser testigo de las carreras de caballos enjaezados de El Carpio de Tajo.

En tres tandas, a las 10:00 horas, a las 13:00 horas y a las 19:00 horas, tal y como manda la tradición, y con los equinos coloridamente engalanados, aquellos mozos y mozas que han deseado participar han recorrido a todo galope y abrazados la plaza del municipio.

Generalmente se tratan de duplas formadas por familiares o amigos, que honran al patrón protector de la localidad ante la atenta mirada de vecinos y visitantes que jalean a los jinetes para que espoleen a sus monturas.

Los cofrades, por parejas, recorren el trayecto a gran velocidad a lomos de sus caballos.Los cofrades, por parejas, recorren el trayecto a gran velocidad a lomos de sus caballos.Antes de la carrera, los jinetes en fila de a dos dan tres vueltas alrededor de la plaza, precedidos de los sones de la dulzaina. Tras ello, salen de la escena para esperar detrás de la iglesia a que sea su turno y recorrer así los pocos más de 100 metros de trayecto en los que se intercambian besos además de efusivos abrazos. El primero en hacerlo es el Hermano Mayor de la cofradía, tras el cual discurrieron dos caballistas venidos de la localidad alemana de Hontröp, con quien está hermanada Carpio de Tajo.

Tres veces se realiza el rito de atravesar la plaza desde la iglesia. Pues una vez que las parejas terminan su participación, esperan en el punto de finalización a que pasen todas para volver juntos al punto de partida. Una vez que se han realizado las tres pasadas, de nuevo tres vueltas a la plaza para dar por finalizada la carrera.

Una tradición que data de más de 400 años y que cada 25 de julio congrega a miles de personas ávidas de contemplar este espectáculo.

Antes de las carreras, los jinetes dan tres vueltas a la plaza al son de la dulzaina.Antes de las carreras, los jinetes dan tres vueltas a la plaza al son de la dulzaina.Tras dos años sin celebrarse a causa de la pandemia, este 2022 han vuelto a celebrarse como acto más destacado de la fiesta, congregando a miles de personas y una veintena de caballos.